domingo, 10 de mayo de 2015

Tortas de aceite

Este mes las participantes del reto Reposteras por Europa estamos de celebración porque ¡es el primer aniversario del reto! En mi caso no me uní hasta septiembre (es que en mayo del año pasado ni siquiera tenía el blog) y me perdí los tres primeros destinos pero aún así he disfrutado de viajes reposteros maravillosos y he aprendido un montón en mis búsquedas y con las recetas de mis compañeras.

Para festejar el primer año este mes el destino es ¡España! A priori puede parecer sencillo ya que la repostería de nuestro país es muy rica y variada y hay mil recetas entre las que elegir, aunque a mí me costó bastante decidirme. Pili nos pidió que preparásemos una receta típica de nuestra comunidad y usando un símil deportivo ahí sentí la presión que supone jugar en casa.

Con estos requisitos, que repito pueden parecer sencillos, yo quería preparar algo que tuviese un significado especial para mí y por más vueltas que le daba no se me ocurría nada, al menos nada que no tuviera ya publicado como el dulce de membrillo, los roscos, los pestiños, la cuajada de carnaval... Hasta que una mañana de camino al trabajo escucho a una madre preguntarle a su hijo si había cogido el bocadillo para el recreo y mi caja de los recuerdos se abrió como un torbellino y me transportó a mi época colegial y se hizo la inspiración.
Las tortas de aceite fueron para mi generación (nacidos en 1982, primos de Naranjito, los niños de la EGB) y también para algunas generaciones anteriores las protagonistas indiscutibles en los recreos escolares y las meriendas. En mi colegio eran los alumnos de 8º EGB los que cada recreo vendían dos sacos de tortas a cinco duros (25 pesetas, y aún así a la generación euro esto le sonará a chino) cada una para sacar algo de dinero para el viaje de estudios.

Y por la tarde cuando salías del colegio, porque íbamos a clase también por la tarde y salíamos a las cinco, corríamos hasta casa para no perdernos Barrio Sésamo y la merienda era una torta y un vaso de leche con Cola Cao. ¡Qué buenos tiempos aquellos!
Porque después llegaron los donuts, los bollycaos y los phoskitos que eran pasteles mucho más sofisticados y además envueltos individualmente por lo que también eran más cómodos y las tortas de aceite se fueron desterrando poco a poco de los patios de los colegios y las meriendas infantiles.

A pesar de eso las tortas de aceite se pueden encontrar en cualquier panadería de mi zona (Jaén y Granada) especialmente si son panaderías de pueblo y las mujeres siguen yendo a los hornos a prepararlas porque a pesar de que son fáciles de preparar en casa lo normal era hacer tortas en cantidades casi industriales y cocerlas en el horno de la panadería. Hace muchos años se conservaban en cajas de cartón o en canastos (cestos) de mimbre bien tapadas con paños de cocina o manteles según el tamaño del canasto. Ahora se conservan congeladas aunque para mí no hay nada como el sabor y el olor de una torta de aceite recién horneada.

Estoy muy contenta con mi elección para el reto de este mes porque conseguí mi objetivo que era preparar una receta que tuviera un significado especial para mí y que además fuera típica de mi zona y no se me ocurre nada mejor que estas tortas elaboradas con el maravilloso aceite de Jaén ¡oro líquido! Un último apunte antes de pasar a la receta. Las tortas de aceite tradicionales son las que os traigo que se hacen sin nin relleno pero también las podemos encontrar rellenas de chocolate (pero tienen muy poco chocolate, la presencia es más testimonial que otra cosa, aunque son una delicia) o con nueces y/o pasas bien en la superficie o en el interior del bollo que no dejan de ser todas una gran tentación y que  traeré poco a poco a mi blog.

Prometo no enrollarme más y os dejo la receta

Ingredientes:

* 500 gramos de harina de fuerza
* 200 ml de agua
* 150 ml de AOVE
* Un pellizco de sal
* Un sobre de levadura seca de panadero
* Azúcar blanca para espolvorear la superficie de las tortas.

Elaboración:

1. En un bol amplio ponemos la harina (en forma de volcán), la levadura, la sal y el agua y amasamos. Dejamos reposar unos treinta minutos.

2. Añadimos el aceite, amasamos hasta que la masa sea lisa, elástica y nada pegajosa y la ponemos en un bol tapada con un paño limpio hasta que doble su volumen.

3. Cuando la masa haya subido la desgasificamos (golpeamos con un puño para que pierda el aire) y la partimos en ocho porciones más o menos iguales. 

4. Le damos forma redonda a las tortas, espolvoreamos con abundante azúcar blanca. Dejamos levar de nuevo las tortas hasta que doblen su volumen.

5. Cuando leven es posible que el azúcar se haya "perdido" así que volvemos a poner azúcar sobre las tortas. El motivo de ponerla dos veces es que el primer azúcar que ponemos hace que la torta adquiera matices más oscuros al hornearse y el segundo azúcar que ponemos es el que hace que cada bocado de torta sea una maravilla ¡las tortas tienen que tener mucho azúcar encima! 

6. Metemos en el horno precalentado a 200º C y horneamos de quince a veinte minutos, hasta que veamos que la superficie está dorada. 

7. Dejamos templar y ya podemos disfrutar de ellas. Si las hacéis en casa no dejéis de probarlas calentitas ¡son una maravilla! 

Para conservarlas en perfecto estado podéis meterlas en una lata o en un recipiente hermético que aguantan varios días. Si es para más tiempo las podéis congelar y sacarlas un rato antes de comerlas.
Están buenísimas solas o acompañadas de un buen vaso de leche con cacao, un café, un café con leche, un batido... Espero que os animéis a probarlas si no las conocéis y que me contéis qué os han parecido estas tortas que marcaron a más de una generación.

Como todos los meses os aconsejo que os déis una vuelta y no os perdáis los postres y dulces que hayan traído mis compañeras de reto ¡yo voy volando a verlas!

¡Disfrutad mucho de lo que queda de este dulce domingo!

Manos a la masa y ¡bon appètit!

72 comentarios:

  1. Aunque soy bastante mayor que tú también recuerdo esas tortas de la infancia, lo ricas que estaban y como las cocinaban abuelas y madres en el horno del pueblo en Navidad, pues como bien dices, eran cantidades grandes para que duraran bastante tiempo. Lo que me ha apetecido al verla!, no solo por ese aspecto buenísimo que tiene, sino porque forma parte de esa cocina clásica con la que nos hemos nutrido. Sin duda para el reto has hecho una buena elección.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  2. Madre mia y yo a dieta! ya me gustaría probar este bollito y los gofres con lo golosa que soy :(. En fin en cuanto me quite unos kilitos lo celebro con un bollo de estos jejejeje.
    Un besazo

    ResponderEliminar
  3. ¡¡Hola Cuca!! ¡¡Ohh, Barrio Sésamo, con lo que me gustaba Espinete!! Y qué ganas de salir del cole a las cinco y merendar, que a esas horas ya había un hambre...Desafortunadamente yo no tenía para merendar estas tortas tan ricas, sino un simple bocadillo de chorizo. Y esas tortas que dices rellenas con un poco de chocolate o con pasas y nueces tampoco tienen que estar nada, nada mal. Sea cual sea la versión son riquísimas, y si además las asocias a unos buenos recuerdos, el placer es doble. Besitos.

    ResponderEliminar
  4. Hola Cuca! Pues yo no había oído hablar de este tipo de tortas hasta que conocí a mi suegra (granadina), las he probado en un par de ocasiones y la verdad que están ricas. Yo solía comer bocata o me compraba a la salida del colé unos pastelitos de Candy que me encantaban.
    Qué tiempos aquellos, con barrio sésamo, un, dos, tres, V....
    Feliz semana guapa

    ResponderEliminar
  5. No hay nada mejor que conseguir hacer una receta que represente nuestra infancia o nuestros mejores recuerdos y que por desgracia ya no seguimos degustandolas. Te han quedado estupendas estas tortas de aceite. No las he probado nunca, pero solo con la explicación de los recuerdos que te traen me han entrado ganas de probarlas!!

    Un beso guapa.

    ResponderEliminar
  6. ¿Quién no se ha criado con estas míticas tortas de aceite? Son estupendas.

    ResponderEliminar
  7. Yo también soy del 82 pero en mi tierra no se merendaban estas cosas tan apetecibles… Mis meriendas eran con queque casero (bizcocho) o pan con 3 onzas de chocolate :D
    ¡Has abierto la caja de los recuerdos pero también la de los truenos! Porque esto lo tengo que probar yo en BREVE.
    ¡Gracias por compartir la receta y los recuerdos! :)
    Saludos

    ResponderEliminar
  8. Un clasico que esta siempre divino. Un beso y feliz domingo.

    ResponderEliminar
  9. Son de siempre, no faltan en ninguna casa, besos

    ResponderEliminar
  10. he oído muchas veces a hablar de estas tortitas pero no las he probado nunca! Debería decidirme a probar porque han de ser muy ricas!!! :)
    Saludos!!

    ResponderEliminar
  11. Cuca aquí en Sevilla, las tortas de aceite son las famosas de Inés Rosales, ligeras crujientes con azúcar por encima y sabor a matalahúga, las que tu nos traes no las conozco, pero indudablemente tiene que estar fabulosas.
    Besos y feliz domingo, guapa!!!

    ResponderEliminar
  12. En mi generación esto era todo un lujo, yo naci 20 años antes, pero tengo el recuerdo de comparalas mi madre en la panaderia del pueblo, allí no las hacian individules, eran unas roscas grandes. Ahora he intentado conseguir la receta pero no conozco a nadie que las haga, la panaderia esta cerrada y sus dueña no consigo que me de la receta. Asi que hare la tuya a ver si se parece a la que yo recuerdo, sin duda que tiene que estar muy, muy rica.
    Un beso muy fuerte de maricacharros.

    ResponderEliminar
  13. Me encanta, mojadas en leche fria fria que ricas!!!!

    ResponderEliminar
  14. Hola Cuca, pues mira que yo había oído hablar de ellas pero pensaba que eran otras más planas, estas me han encantado lo esponjosas y apetecibles que se ven, en mis épocas de colegio no se vendían dulces, por aqui lo niños vendían lotería, ja,ja,ja, y mi merienda era pan con mantequilla y cola-cao.
    Un besito enorme y feliz finde.

    ResponderEliminar
  15. hola Cuca, muy buenas son y yo no tenía idea de como se hacen, es para coger una tras otras, con lo que me gustan a mi, gracias por la receta, besos y feliz semana! Silvia.

    ResponderEliminar
  16. Qué ricas, ¡y con lo que le gustan a mi madre!

    ResponderEliminar
  17. Mi abuela sabe cocinarlas y están riquísimas, aunque no estoy seguro de que su receta sea exactamente así... ya se sabe, la riqueza de la cocina popular está en la variedad!!!

    ¡¡Un beso y buenas noches!!
    Le Style et Moi
    http://lestyleetmoi.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  18. Que ricas y cuantos recuerdos nos traes , que rica estaban cuando saliamos a las cinco de la tarde de la escuela y te encontraba con un colacao y una torta de esta , besitos

    ResponderEliminar
  19. Madre mía que buena pinta!!!! Lo que me gusta a mi una buena torta de aceite... mmmm!!! Aquí en Alicante también son típicas pero no son exactamente iguales, aún así, me da igual, me comería una de cada en estos momentos... jejejeje!!!
    Que buenísima aportación, me encanta tu receta, de verdad que ricaaaaaaaaaaaaaaaa!!!!!! Felicidades!!!
    Besitos! ^_^

    ResponderEliminar
  20. Te han quedado maravillosas, tengo muchas ganas de hacerlas, pero no puedo con todo jeje, que buenas por favor, estan delante de mi serian una tentación en toda regla, me comería una tras otra, me encantan...Bess

    ResponderEliminar
  21. Mi querida amiga, he disfrutado leyendo tu entrada mucho, por que esos recuerdos de la infancia me vuelven loca, aunque de mi imfancia hace muchos mas años que de la tuya jejeje si bastantes mas, bueno el caso es que tus tortas de aceite me han enamorado que te han quedado perfectas, y que tienen que ser un bocado de reyes recien sacadas del horno. Mil besicos mi cielo

    ResponderEliminar
  22. Las recetas con historia saben mejor, no hay mas que ver estas deliciosas tortas de aceite.
    Un besito desde Las Palmas y feliz semana.

    ResponderEliminar
  23. Cuca no las conocía, siempre viendo cosas nuevas y tradicionales que nos trasportan a nuestra niñez y sobre todo nos recuerdan los mejores momentos!! No me extraña que sean una delicia. Muchas gracias por compartir!!un beso

    ResponderEliminar
  24. No las conocía, hasta que hace unas semanas mi sobrina y su novio (Granadino) las prepararon en una panadería de Granada y nos la trajeron a Cádiz para que las probásemos, tengo que decir que están deliciosas y que la receta es la misma!!!!!
    Gracias por compartir.
    Besitos.

    ResponderEliminar
  25. Cuca que recuerdos tan bonitos de aquellos tiempos verdad, quien volviera atrás, es verdad que estas tortas estaban siempre en las panaderías y pastelerías y las acompañábamos con un trozo de chocolate, umm que rico, claro que tu torta esta aun mucho mejor siendo casera, no tiene punto de comparación.
    Un beso

    ResponderEliminar
  26. Hola Cuca!! te escribo emocionadísima por tu entrada!!! qué recuerdos!! yo también comía esas tortas en el recreo, madre mía me he emocionado un montón ha sido una vuelta a la feliz infancia, con respecto a tu receta, me ha encantado estas tortas te han quedado espectaculares, besotes y gracias por esta receta y esta entrada tan maravillosa!!

    Elena

    ResponderEliminar
  27. Hola Cuca!! Me has hecho recordar en tu vivencia la mia propia jajaaa.. que bonitos recuerdos de la niñez...
    Las tortas de aceite son unas de mis recetas pendientes de hacer, porque son unas de mis favoritas, a mi me gustan sin rellenos asi como la hicistes tú, aqui en Málaga también las venden mucho y siempre tengo por casa, porque estan riquísimas! Las tuyas te han quedado de 10!!
    Un beso, Elisa.

    ResponderEliminar
  28. Pero Cuca!!!!!! que no sabía yo que eras de Jaén!!!!!!!! que de allí tengo yo los orígenes!!!!!!, fíjate lo que es la vida...

    Me parece genial el reto de este mes, la verdad, porque hay que conocer lo nuestro antes de pasar a lo de fuera, no?

    Un besote.

    ResponderEliminar
  29. Me encanta el reto de este mes, sin duda tenemos muchos dulces propios deliciosos! estas tortas no los conocía, pero tienen una pinta increible, muy buena propuesta! un beso!

    ResponderEliminar
  30. Tienen una pinta deliciosa!!! Sin duda me apunto la receta :)

    ResponderEliminar
  31. Estas tortas me encantan, no son típicas de mi zona y suelo aprovechar algún viaje al sur para comprarlas lo más caseras posible, pero teniendo la receta mejor que mejor.
    Besos.

    ResponderEliminar
  32. Jo... no debería visitar vuestras recetas a estas horas y embarazada... Tiene una pinta de miedo!!!! ;)

    ResponderEliminar
  33. Menuda pinta que buenos deben estar y con cola cao, que ricoooooo , un abrazo
    carolina
    carriscupcakes

    ResponderEliminar
  34. Madre mía Cuca. Si te digo que ese año fue el que yo empecé a trabajar como maestra. Podrías haber sido mi alumna. Vaya si me acuerdo de ese año. Estaba trabajando en Formentera y era tan joven, tan joven y lo disfruté tanto, que nunca lo olvidaré.
    Me encanta tu entrada y tus tortas. Llevando aceite y siendo masa, me apunto a un bombardeo.
    Muchos besos y feliz semana

    ResponderEliminar
  35. Ay Cuca!!! Qué de recuerdos me traen estas tortas de aceite!!! Mis padres también son de Jaén, y mi madre prepara estas tortas cada dos por tres...qué barbaridad!!! (de hecho yo también las tengo publicadas en el blog...jajajajajajaja) La verdad es que están buenísimas...Donde se ponga una de éstas que no se ponga un Bollycao de esos...Maravillosas cómo de han quedado...Un besazo!!!

    ResponderEliminar
  36. Que recuerdos Cuca!! no por las tortas porque no he tenido la suerte de probarlas pero si de las pesetas y de barrio sésamo y de que los días especiales podías merendar un "mi merienda" que luego cuando salio el bollicao y se convirtió en la versión cutre....(aunque a mi me gustaba mas el mi merienda jejejeje). Centrándome en la receta unas tortas estupendas si que había oído hablar de ellas pero por desgracia nunca las he probado. Ahora no tengo excusa....un besazo

    ResponderEliminar
  37. Que buena pinta. Yo de pequeña comía las que son más finas.
    Un saludo :)

    ResponderEliminar
  38. Benditas son estas tortas, mi hermana me trae del pueblo de su marido, He tenido que pedirle que no me traiga mas, por que casi nos las comemos el mismo día que nos las entregan... todo un pecado de sabor. Un beso.

    ResponderEliminar
  39. Hola Cuca. Leerte es un verdadero placer porque haces que rejuvenezca jj. Cuando he leído y visto el año de tu generación casi se me saltan las lágrimas, año del Mundial de fútbol de España, y me parece que fue ayer. Ni te cuento los años que te llevo de ventaja jj de eso quizás casi se me hayan saltado las lágrimas jj, juventud, divino tesoro.
    Como un tesoro deben ser también estas tortas, no sé si serán iguales pero recuerdo que cuando iba al Instituto en Granada en el descanso, de 11 a 11.30, aún me acuerdo jj salíamos y comprábamos unas tortas que por la forma que tienen las que has hecho creo que se parecían mucho, su interior era muy esponjoso y se rompían con mucha facilidad, había que tener cuidado para comerla entera jj.
    No sé si serán iguales o parecidas de lo que si estoy seguro es de que tienen que estar fabulosas, me gustaría probarlas para verificar si eran las que comía pero como siempre llego tarde jj. Otra vez será.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  40. Te han quedado divinos, acertaste al escoger la receta!! Besos!!

    ResponderEliminar
  41. Deliciosas !!! Me hace ilusión que recuerdes esa época porque yo la recuerdo pero...yo estaba en casa haciendo bollitos a mis hijos que venían corriendo a ver Barrio sésamo..jeje..es grato interactuar con gente joven como vosotras. Estas tortas me encantan y me comerría una ahora mismo y con cacao.Bss.

    ResponderEliminar
  42. Cucaaa eres andaluza como mi churri!!Que ricas las tortas de aceite,me suena que alguna vez me las ha subido mi chico y me he puesto chata,así que me voy a guardar bien cerquita tu receta
    muaksss

    ResponderEliminar
  43. Cuca has hecho q yo también retroceda a mi época de EGB, por aquí merendabamos bocata de pan con tomate y aceite

    ResponderEliminar
  44. Hola Cuca !!!
    que entrada mas bonita llena de recuerdos de la infancia
    que bonita es esta etapa y cuanto marca en nuestras vidas
    Estas tortas son deliciosas y pocos son los que no las han probado
    pues en todas las casas se veian, por lo menos por aquí
    me ha gustado mucho y hace tiempo que no las prepara...por esto de no comer
    cosas ricas para no picarnos que tenemos encima el verano y no dejo un gramo
    un besazo preciosaaaaa
    te han quedado divinas
    feliz semana !!!

    ResponderEliminar
  45. Hola Cuca,unas tortas riquísimas,no las conocía pero tienen que estar para mojar en un chocolate.......ummmm!!!!se me hace la boca agua
    Besitos miles guapa

    ResponderEliminar
  46. Qué buenas por favor!!!!
    Además de las connotaciones y recuerdos que traen verdad?
    Añorando los tiempos de colegio ;)
    Besotes

    ResponderEliminar
  47. Hola Cuca!!!!! acabo de llegar a tu blog a través de un comentario que dejaste en el mío y ... no sé ni por dónde empezar, teienes muchas cosinas!!!!! Me encanta todo, así que aquí me quedo, a tu vera. Ahora me voy a ver tu otro blog :) Besinos y me llevo una torta de aceite para el camino :P

    ResponderEliminar
  48. Es que cada vez que las veo... muero por ellas!!!! :)
    Besos

    ResponderEliminar
  49. Es que cada vez que las veo... muero por ellas!!!! :)
    Besos

    ResponderEliminar
  50. Una receta estupenda como siempre me encanta.MUCHOS BESOS DE LAS RECETAS TRADICIONALES DE COCINA.

    ResponderEliminar
  51. Si saben igual de ricas que la pinta que tienen voy a disfrutar de lo lindo haciendolas, porque las hago hoy mismo que se me han antojado que no veas...no tengo aceite de Jaén peeeero espero que salgan casi tan buenas como las tuyas

    Un besazo

    ResponderEliminar
  52. Vamos, sin ninguna duda tengo que hacer estas magníficas tortas de aceite. Me encanta este tipo de repostería y te han quedado fantásticas.

    Saludos

    ResponderEliminar
  53. Que esponjosas se ven me encanta todas las recetas tradicionales, pintaza total ¡¡¡ un besote

    ResponderEliminar
  54. Aquí en Sevilla las tortas de aceite son bastante diferentes, son muy finitas y crujientes, pero viendo las tuyas ya me habría gustado pillarlas para merendar en mi infancia :)
    Besitos

    ResponderEliminar
  55. Ole con ole que cosa más buena!!!! Besotes

    ResponderEliminar
  56. Q buena pinta tienen!! Seguro están buenísimas!! Me entra un antojo jaja ;)

    Besos mi ChicAdicta!!
    www.piensaenchic.com

    ResponderEliminar
  57. hola CUca que ricas tus tortas de aceite, guárdame un par para mi merienda y el desayuno de mañana, un beso
    http://thecakequeenmadrid.blogspot.com.es/2015/05/pastas-del-consejo-reposteras-por-europa.html

    ResponderEliminar
  58. Ay Dios mio! Que ricas tortas! Y mira que no las conocia, se ven deliciosas!

    ResponderEliminar
  59. Buenísimas ¡¡¡ te han quedado estupendas Cuca, me apunto a merendar, así da gusto, jeje.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  60. Uummmmmmmm que pena no llegar a merendar te han quedado de relujo ademas de estar de muerte relenta,se ven deliciosaaaaaaaaaaaaas.
    Bicos mil wapa.

    ResponderEliminar
  61. Anda que no he comido yo tortas de aceite !!!! Me encantan y ahora las compro sin azúcar, aunque viendo las tuyas me han entrado unas ganas de hacerlas que no veas. Me llevo tu receta a ver si me decido, te han quedado preciosas y seguro que muy ricas. Besos

    ResponderEliminar
  62. Las que yo hago son mucho mas finas, son del tipo de ines rosales, pero estas tampoco tienen ningun daño jajaja ya me tomaba una para sesayunar mañana, me llevo la idea y te pongo el enlace de las mias, y espero que te gusten, un beso linda
    http://www.lascosasdelamamma.com/2013/04/tortas-de-aceite.html

    ResponderEliminar
  63. Madre mia Cuca, que tortas mas deliciosas has hecho. Para mi el AOVE no deberia faltar en ninguna cocina, es maravilloso y yo lo utilizo también en reposteria porque me encanta todo lo que aporta, sabor, jugosidad, aroma... me comería un par de tus tortitas ahora mismo porque te han quedado de auténtico lujo guapa, un besazo!

    ResponderEliminar
  64. Cuca las que tengo probado son muy finitas y en casa nos encantan asi que tendre que probar las tuyas la pinta es muy buena y apetecible, bsss

    ResponderEliminar
  65. Cuca las que tengo probado son muy finitas y en casa nos encantan asi que tendre que probar las tuyas la pinta es muy buena y apetecible, bsss

    ResponderEliminar
  66. Las tengo que probar si o si! un bico!
    http://horadepicar.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  67. Que buenas para la merienda , tomo nota , besos

    ResponderEliminar
  68. Con este post me has devuelto a mi infancia de golpe, qué ricas estaban estas tortas, yo todavía las puedo disfrutar de las panadería debajo de mi casa, aunque no me saben como las de antes, te han quedado geniales
    Un beso

    ResponderEliminar
  69. Que bonito lo que me has hecho recordar, en mi pueblo no se conocían las tortas de aceite, pero soy del 80 y todo lo que cuentas es lo que viví en mi infancia. Este mes tenía pensado preparar las tortas de aceite para otro reto pero la falta de tiempo me lo impidió así que sigue quedando en mis pendientes.
    Besos!

    ResponderEliminar
  70. Querida amiga,soy del 58 y estas tortas igualmente, como a todos nos recuerda a la familia, recuerdo que de niño iba a la panaderia a ver a mi madre, que estaba con las vecinas haciendo estas tortas, el olor de la leña y los aromas de levaduras siempre han estado conmigo,desde aqui permiteme hacer un homenaje a todas nuertras madres, que vivieron su tiempo y nos criaron en la calle, jugando con los niños, mis vecinos, amigos que todavia conservo, y fijate los años que han pasado, los juegos de entonces y las novias de niñez, que no se nos borre nunca de la memoria, este tiempo tan feliz, y con personas que hemos querido y ya no estan, pues la vida es asi.
    Un abrazo y gracia

    ResponderEliminar

Ya que has llegado hasta aquí quédate un ratito más y déjame un comentario ¡es lo que le da vida al blog y así puedo saber que has estado aquí y visitarte!
Si has decidido quedarte en mi cocina ¡bienvenido! y si eres ya un veterano ¡gracias por seguir aquí día a día!