lunes, 16 de febrero de 2015

Cuajada de Carnaval

Los que os hayáis pasado por el apartado ¿Quién soy? de mi blog sabréis que vivo en un enclave privilegiado, Tierra de Frontera lo llaman, porque me encuentro casi a la misma distancia de tres capitales de provincia andaluzas y auno tradiciones de todas.

Aunque muchos de nosotros hayamos dado por terminado el Carnaval el fin de semana pasado y hayamos disfrutado de pasacalles, concursos de agrupaciones, concursos de disfraces... oficialmente acaba mañana que es Martes de Carnaval.

En los tiempos que corren no le damos la importancia que antes tenía este día y que yo aprendí escuchando a mis abuelos. El Martes de Carnaval precede al Miércoles de Ceniza, que da comienzo a la Cuaresma periodo durante el cual había que privarse y abstenerse de muchas cosas (ejem) lo que lo convertía en un gran día de fiesta, donde la gente se permitía todos los excesos que podía antes de esos cuarenta días tan estrictos (al menos para los pobres y temerosos de la ira divina que no podían permitirse pagar bulas)

Menos mal que soplaron aires de progreso y gozamos de ciertas libertades que han hecho que muchos de nosotros no sepamos ni lo que era el Martes de Carnaval y si nos suena es por haber escuchado a nuestros mayores contar sus historias al amor del brasero o de la lumbre que en febrero es lo que más apetece.

Como homenaje a este día que era celebrado y temido a partes iguales (celebrado por la permisividad y temido por ser la antesala de un largo periodo de sacrificios) hoy quiero compartir con vosotros una receta que es típica de Granada en estas fechas.


La cuajada de carnaval es un postre que se puede encontrar en las pastelerías tradicionales granadinas desde que pasa el Día de Reyes  hasta el Carnaval. El origen de esta receta se desconoce aunque hay algunos que lo atribuyen a la época de Al-Ándalus a pesar de que la teoría cae por su propio peso ya que se elabora con mantecados o polvorones que llevan manteca de cerdo.

Lo que está clarísimo es que es una receta antiquísima y que se elabora para dar salida a los restos de mantecados y polvorones que quedan en casa después de las fiestas navideñas. Se presenta en una Fajaluza, que es un lebrillo (fuente) de cerámica granadina de color blanco y decorado en tonos verdes y/o azules, y en el que no puede faltar una granada en el fondo.
Yo no tenía fajaluza en casa pero eso no es excusa para no disfrutar de esta maravilla porque se puede preparar en un molde desmoldable  y presentar tipo tarta, en cualquier otro tipo de fuente o en boles más pequeños para servirlos de manera individual ¡tenemos que ser reposteros con recursos!
Si os gusta el cabello de ángel, la crema pastelera, las almendras, la canela y además queréis dar salida a los restos que aún pululan de navidad ¡no dejéis de preparar esta maravilla granadina! ¿Vamos con la receta?

Ingredientes:

* 450 gramos de polvorones o de mantecados
* 160 gramos de almendra frita picada en trozos (tipo cubos de los que encontramos en el crocanti de algunas tartas o helados)
* 25 gramos de harina de maiz (maizena)
* 3 huevos
* 100 gramos de azúcar blanca
* 300 ml de leche
* La ralladura un limón
* Una lata de cabello de ángel (sobrará la mitad más o menos)
* Azúcar glas y canela en polvo para espolvorear

Elaboración:

1. Comenzamos desmenuzando los polvorones o mantecados hasta que sean harina.

2. Batimos los huevos ligeramente con un tenedor como para preparar tortilla.

3. Los ponemos en una cacerola junto con la leche, el azúcar, la ralladura de limón y la maizena y mezclamos con las varillas manuales fuera del fuego y reservamos.

4. Si tenemos previamente la almendra frita y picada mejor porque vamos más rápido. En caso contrario freimos la almendra en aceite de oliva, escurrimos sobre papel de cocina para quitar los restos de aceite y picamos. Yo recomiendo freir la almendra entera y picarla después y no hacerlo al contrario porque es más fácil que la almendra picada se queme al freirla.

5. Ponemos a fuego medio y no dejamos de remover hasta que la mezcla espese. Se parece mucho a una crema pastelera con almendras (los ingredientes son casi los mismos). Serán como mucho unos cinco minutos y retiramos del fuego.

6. Añadimos las almendras picadas a la mezcla anterior e integramos.

7. Ahora ha llegado el momento de montar la cuajada. Tanto si usáis un único molde o varios más pequeños el procedimiento es el mismo.

8. En el fondo del molde ponemos una capa (como de medio centímetro de espesor) de polvorones machacados procurando que nos quede nivelada y bonita.

9. A continuación ponemos una capa finita, repito, finita, de cabello de ángel.

10. La siguiente capa es de crema y es un poquito más gruesa que la de cabello.

11. Cubrimos con una nueva capa de polvorones, después otra de cabello de ángel, a continuación otra de crema y esta la volvemos a cubrir con otra capa de polvorones. Y la receta tradicional ya no tiene más capas.

12. A continuación espolvoreamos y cubrimos totalmente de canela.

13. Por último espolvoreamos con azúcar glas. Lo tradicional es poner una plantilla de una granada, el símbolo de la ciudad de Granada antes de espolvorear con azúcar glas, pero podéis usar cualquier otra plantilla o no poner ninguna.

14. Dejamos en la nevera como mínimo treinta minutos ¡y ya podemos disfrutar de esta maravilla de postre!

Este postre está más rico si lo dejamos reposar al menos de un día para otro, y aunque sea muy dulce ¡no se hace empalagoso!

Con estas cantidades salen seis boles justitos de los que veis en las fotos, o tendréis suficiente para un molde de 20-22 centímetros de diámetro.


Como podéis comprobar es muy sencillo de hacer, así que espero que os animéis con esta cuajada y que os acerque a una ciudad tan maravillosa como es Granada. Ni qué decir tiene que esta es la receta tradicional, y que por internet pululan algunas recetas rápidas que utilizan ingredientes como las natillas que esta receta no ha llevado nunca. Supongo que el resultado es parecido, pero yo prefiero la receta de siempre, que en la cocina la prisa no es buena compañera y al fin y al cabo esta receta tampoco requiere de tanto tiempo para preparar la crema.

Manos a la masa y ¡bon appètit!

94 comentarios:

  1. A parte de tener una pinta fabulosa, estoy segura de que viniendo esta receta de tierras andaluzas, tiene que estar deliciosa! bss

    ResponderEliminar
  2. No conocía este postre, seguro que está riquísimo con esos ingredientes y es una buena manera de terminar el carnaval.
    Besos.

    ResponderEliminar
  3. Es la primera vez que oigo hablar de este postre y es y una pena porque es bien rico, yo le quito el cabello de ángel, pero por lo demás está perfecto.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  4. Una cuajada maravillosa y con una presentación impresionante, por aquí hasta el sábado que viene siguen los festejos del carnaval, así que tenemos para rato, y está cuajada para cualquier de los días fabulosa....Bess

    ResponderEliminar
  5. Un postre delicios!!! Feliz carnavales.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  6. Desconocía por completo este postre!! hay que ver lo que se aprende !! desde luego leyendo los ingredientes se adivina lo rico que debe estar, muy light no es, pero rico seguro que si
    Besazos!

    ResponderEliminar
  7. Toma ya pedazo de receta de aprovechamiento!!!!!!!! y me flipa que tenga esa historia, estas recetas son las mejores, la de toda la vida.

    Feliz carnaval!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!

    Un besote

    ResponderEliminar
  8. Que cosa más rica Cuca !!!! no conocía yo este postre, bueno en realidad intento conocer los menos posibles, que al final me gustan todos ♥ Besitos

    ResponderEliminar
  9. Desconocía este postre, pero es que yo nací gallega y vivo en la CV, con eso me excuso. Tiene, no pinta, pintaza, y todos los ingredientes me hacen relamerme de gusto. Y siempre está bien aprovechar los restos de dulces navideños. La decoración es preciosa.
    Un beso, guapa!

    ResponderEliminar
  10. Esto debe de estar de vicio cuca!!! Me encanta el cabello de ángel.
    A seguir disfrutando de los carnavales que ahí donde vives se disfrutan un montón. Qué suerte que tienes!!

    Un beso

    ResponderEliminar
  11. ¡¡Hola Cuca!! ¡¡Qué receta más guay!! No había oído hablar de ella y me ha encantado conocerla. ¡¡Miles de gracias!! La verdad es que antiguamente sabían reciclar la comida perfectamente, porque está claro que si en febrero no te has terminado de comer los polvorones, ya no te los comes en todo el resto del año, ja, ja. Me ha gustado mucho las explicaciones que has dado. La palabra lebrillo mi madre la utilizaba muchísimo, y me costó entender años qué era. En casa de mis padres aún hay (los trajeron de Andalucía), y en vez de una granada en el fondo, los míos tienen un gallo.
    A nosotros todavía nos quedan carnavales para rato, pues no todos los pueblos lo celebraron el finde pasado, por ejemplo, en el pueblo donde vivía antes, empezaron este finde con las chirigotas y presentación de la reina, y este martes de carnaval hay disfraces, el jueves y el sábado que viene la cabalgata. Y en otro pueblo cercano es al siguiente, ¡¡Lo que nos queda aún, ja, ja!! Besitos.

    ResponderEliminar
  12. Me encanta!! esta receta no la conocía, me parece muy original y deliciosa, tomo nota!! Besotes

    Elena

    ResponderEliminar
  13. madre mía que cuajada tan rica y original.. me ha encantado!!!! tomo nota
    un beso
    http://elbauldelasdelicias.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  14. Una pinta riquísima, como siempre me encanta.MUCHOS BESOS DE LAS RECETAS TRADICIONALES DE COCINA.

    ResponderEliminar
  15. Buenas días Cuca. Que delicia de postre que nos as preparado, muy rico y original. Esta cuajada de carnaval tiene que estar deliciosa, solo con ver la presentación, se me hace la boca agua.
    Un beso Paco

    ResponderEliminar
  16. Madre mía de mi vida que pinta!!!!
    Esta cuajada de carnaval, de la que nunca había oído hablar, tiene que estar de muerte (aparte de ser una bomba calórica, ejejejejeje)
    Aaahhh y por cierto la fuente típica decorada en tonos azules y verdes la tengo, así que no sé yo si pornerlo de excusa y animarme a prepararla :)
    Un besote

    ResponderEliminar
  17. Qué bonitos te han quedado! No conocía este postre, pero viendo los ingredientes que lleva debe estar para dejar bien vacío y limpio el vasito :) 1 besazo y feliz comienzo de semana!

    ResponderEliminar
  18. Qué maravilla Cuca!!! la cuajada tiene que estar espectacular!
    De las recetas típicas de estas fechas, no sabía que la cuajada era de una de ellas.... Nada.. como dice el refrán "nunca te acostarás, sin saber una cosa más"...

    Un besote!

    ResponderEliminar
  19. Aquí aún no nos hemos disfrazado, lo haremos el fin de semana que viene, que por tierras maragatas es la tradicion!!!
    Qué buena pinta!!! Yo estoy a puntito de hacer las flores de carnaval, que me encantan!
    Besos

    ResponderEliminar
  20. No tenía ni idea que esta receta fuer típica de carnaval, da gusto aprender cosas nuevas, se ven fenomenal y seguro que están riquisimas.
    Besos crisylaura.

    ResponderEliminar
  21. Esta receta te la voy a copiar, si o si. Yo he vivido en Granada unos años y ese dulce es una delicia, me encanta.

    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y yo encantada de que me la copies, y más aún de que al comerla en casa te traiga gratos recuerdos, porque los que hemos vivido en Granada durante un tiempo sabemos lo que se echa de menos ¿verdad?

      ¡Besos mil!

      Eliminar
  22. Hola guapa. Yo tampoco tengo recuerdos de Carnaval. Por mi edad, no era común ni hablar de él, al contrario. Cuando empecé a trabajar de maestra fue la primera vez que lo celebramos en el cole.
    Tu receta tradicional además de quedar bonita así servida, debe estar deliciosa. Feliz semana y un bso

    ResponderEliminar
  23. No conocia esta receta,pero me ha parecido muy rica ,y es verdad este miercóles es el de Ceniza y aquí en Sevilla se toman las torrijas,yo hasta entonces no las tomo.Besitos

    ResponderEliminar
  24. Hola Cuca. Como yo soy mas mayor que tú jj si que guardo recuerdos del Carnaval aunque tampoco sea una fiesta por la que pierda el sentido jj. Y te preguntarás ¿no le gusta San Valentín ni el Carnaval? menudo sieso debe ser jj. Pues no, no lo soy aunque no me gusten esas fiestas jj. Yo me digo todo verdad?
    Me he criado en Granada, toda mi juventud me la pasé allí y aunque ahora ya no viva siempre que puedo la visito porque es para mí una de las ciudades más bonitas de Andalucía por no decir la más jj y no lo digo para evitar que alguien se pueda molestar con las comparaciones. Conozco las 8 capitales y cada una de ellas tiene sus particularidades pero para mí Granada reúne lo máximo. Es mi opinión claro.
    Si te digo la verdad este postre nunca lo he probado y eso que como te he dicho pasé toda mi juventud en Granada pero nunca lo oí al menos con ese nombre.
    De lo que no me cabe duda es de que leyendo los ingredientes y la forma de hacerla sé que debe ser una delicia, una tentación en la que caería sin reparo alguno. Una mezcla de sabores exquisita, esa crema con almendras estará de vicio y unida al resto hace de este postre algo único.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  25. Madre mia Cuca que delicia!!! La cuajada normal no me gusta, pero esta tiene que estar increible, todos los ingredientes me chiflan, el cabello, la crema, la canela....ummm, me guardo la receta.
    Por si te quieres pasar por mi blog estoy de aniversario, y hay sorteo!!!
    Un bst.
    Mavi http://mandarinasymiel.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  26. Espectaculaaaaaaaaaaaaar no lo siguiente ademas de estar de muerte relenta a los ingredientes y fotos me remito, con tu permiso tomo nota no conocia este postre ,me encanta como lo has presentado ademas de conocer su origen.
    Bicos mil wapa.

    ResponderEliminar
  27. Estoy muy vinculada a Granada ya que mi hermana vivie alli desde hace muchos años y lavisito con frecuencia pero la verdad es que no conocía este postre y tampoco me suena que mi hermana me lo mencionara alguna vez. me ha parecido muy curioso y me gustan mucho estas recetas de aprovechamiento, gracias por descubrirmela. Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En las cafeterías Puerta Bernina se pueden comprar seguro. Vale, son las más caras de toda Granada y no sé qué pedirán allí por una cuajada, pero las tienen ¡garantizado! Pero estoy segura de que en todas las pastelerías del centro las podéis encontrar. En la de la calle San Juan de Dios, si no ha cerrado (porque hace mucho que no paso por allí) también la vendían cuando yo estudiaba en la universidad. ¡Hala! Puedes comentárselo a tu hermana y que mire, que seguro encuentra aún

      Eliminar
  28. ¡¡Pues yo este postre no sabía ni que existía y me muero por probarlo pq tiene una pinta...jajajaj!!

    Un beso
    http://lestyleetmoi.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  29. UY...este me lo guardo ya, porque tengo una cantidad de polvorones para reciclar...!! no la conocía y a mi estas recetas de reciclado me encantan!! ademas que debe estar buenisima y con una presentación estupenda!!Bs.

    ResponderEliminar
  30. UY...este me lo guardo ya, porque tengo una cantidad de polvorones para reciclar...!! no la conocía y a mi estas recetas de reciclado me encantan!! ademas que debe estar buenisima y con una presentación estupenda!!Bs.

    ResponderEliminar
  31. Que bonito, si este postre está la mitad de bueno que lo bien presentado que lo has hecho, merece la pena probarlo, besos!!!

    ResponderEliminar
  32. No había visto nunca esta cuajada, ni sabía de ella, pero tiene una pinta estupenda y encima es perfecto para aprovechar esos polvorones que nos sobran, tiene que estar deliciosa.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  33. No conocía esta receta, pero tiene una pinta fenomenal y con esos deliciosos ingredientes, seguro que es el último pecadillo antes de empezar la cuaresma. Besos,
    Ángela

    ResponderEliminar
  34. Guauuuuuuuuuuuu!!!!!!!!!!! Se ven deliciosos. Un beso y feliz semana.

    ResponderEliminar
  35. Cuánta razón tienes cuando dices que la prisa en la cocina no es buena compañera! No conocía este postre pero tiene muy buena pinta y desde luego mejor con los ingredientes originales. Me ha gustado mucho saber de su origen. Feliz semana, bicosss!!!

    ResponderEliminar
  36. Esta cuajada no la había visto hasta ahora y me parece de lo más rica. Y así se aprovechan esos polvorones que andan rodando por casa. Te ha quedado buenísima.
    Un beso

    ResponderEliminar
  37. Cuca, no se si se ha publicado mi comentario así que te lo vuelvo a poner:
    Me ha gustado mucho esta entrada muy original o aunque sea un postre antiguo nunca había oido hablar de el y debe estar delicioso.
    Nunca he oido hablar de una fajaluza y ya al menos se que es un lebrillo, que eso si se lo que es.
    Me guardo esta cuajada de carnaval que debe estar ricooooo. Nada más leerlo se sabe.
    Besitos.

    ResponderEliminar
  38. Por fin llego por aquí... que me he perdido unas cuantas entradas. Y es que últimamente no llego a tiempo a nada con el trabajo, pero bueno... veo que llego a tiempo para llevarme a casa un cuenco de estos que nos has preparado y saborearlo lentamente... porque debe estar de vicio. Como ya sabes, me encantan las recetas tradicionales. Me parecen una maravilla. Y desde luego, esta es una de ellas...

    Un besazo, guapetona.

    ResponderEliminar
  39. Seguro que está buenísimo. La verdad es que si algún día quiero sorprender con el postre, tan solo tengo que pasarme por tu blog, que maravilla de recetas =P

    ResponderEliminar
  40. No conocía esta receta, y polvorones todavía quedan algunos por ahí, tomo nota de esta receta tan rica, mil besos.

    ResponderEliminar
  41. Que buena pinta tiene eso :)
    Un besazo

    ResponderEliminar
  42. Gracias por toda la explicación y la receta Cuca, no la conocía.

    ResponderEliminar
  43. Que bueno tiene que estar !!! Gracias por compartir !!
    un besiko

    ResponderEliminar
  44. Son una delicia!!, seguro que me pondré manos a la obra. Besines.

    ResponderEliminar
  45. La cuajada es algo que nunca me ha llamado la atención, pero seguro que me pones éstos que has preparado y me lo como sin rechistar, porque últimamente es que como con la vista y me encanta. Besos!!!!

    ResponderEliminar
  46. Anda que chuli no lo he probado nunca!!besos

    ResponderEliminar
  47. Pues sí que vives en un sitio bonito y privilegiado. Qué bueno tiene que ser conocer varias tradiciones y nutrirte de cada una de ellas, llevándote lo mejor. A mi padre le encantan las cuajadas, de siempre. Seguro que se devoraba estas tan ricas que tienes aquí =)
    Un besote guapa! Feliz semana.

    ResponderEliminar
  48. Veo que también tú has creado una receta aprovechando los restos de la navidad.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya me hubiese a mí gustado inventarla, pero me conformo con el honor de poder darla a conocer desde mi cocina. ¡Besos mil!

      Eliminar
  49. Veo que también tú has creado una receta aprovechando los restos de la navidad.

    ResponderEliminar
  50. Hola Cuca!! Fíjate que nunca he sido carnavalera, y me he disfrazado muchas veces , pero bueno porque se ha terciado pero no soy de las que me pierden estas fistas. Tampoco en mi casa se han preparado duslces especialmente para carnaval . pero desde que veo tantas cosas ricas en vuestros blogs, ya me est,an entrando ganas de hacer algo. esta cuajada me parece deliciosa y para empezar no estás nada mal!!Un beso

    ResponderEliminar
  51. ¡¡¡QUEREMOS UN POCO DE ESA CUAJADA CARNAVALERA!!!

    ResponderEliminar
  52. Que interesante conocer un poco de donde viene este dulce. Tiene una pinta buenisima.
    Un saludo :)

    ResponderEliminar
  53. Cuca ésta cuajada tiene una pinta estupenda, sinceramente entra por los ojos por su bonita presentación .... entre tú y yo, ésta cuajada es para carnaval, pero yo me la apunto para hacerla sea cuando sea... jajajajaja .... una maravilla venir y saborear ( aunque sea virtualemente ) tus recetas.
    Besos
    Miguel
    lareposteriademiguel.com

    ResponderEliminar
  54. Que requetebuena Cuca, no conocía esta receta y me imagino lo rica que esta, pero esto se avisa porque yo hace tiempo que no tengo polvorones ni nada y ahora tengo que esperar un año para hacer esta delicia, bueno pues lo guardo y me armo de paciencia, ja, ja, ja,
    Como siempre nos deleitas con una receta magnífica y una presentación de diez.
    Un besito enorme y feliz semana.

    ResponderEliminar
  55. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  56. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  57. Creo que llego tarde jajja, vaya receta hija!! Yo tengo claro que sólo tu eres capaz de hacer estas recetas tan elaboradas, Cuca me quito el sombrero contigo!! Un beso guapa

    ResponderEliminar
  58. No conocía esta receta y me parece estupenda, lástima que en casa no me queden polvorones así que ya se que las próximas navidades debo de guardar 450 g. para hacer esta delicia. Un beso!
    Te animo a unirte a https://www.facebook.com/groups/comederepanisconmisamigos

    ResponderEliminar
  59. Cuanto aprendemos con los blogs! no conocia este dulce y lo que me estaba perdiendo no solo tiene que estar delicioso sino que nos sirve para dar salida a todos esos dulces que nos van quedando en la despensa, bicos

    ResponderEliminar
  60. Cuanto aprendemos con los blogs! no conocia este dulce y lo que me estaba perdiendo no solo tiene que estar delicioso sino que nos sirve para dar salida a todos esos dulces que nos van quedando en la despensa, bicos

    ResponderEliminar
  61. Menos mal, que los tiempos han evolucionado, porque las historias del pasado son tenebrosas... no quiero ni pensar lo que sería la cuaresma! Eso si los dulces de carnaval eran la leche... y este, como tu dices, es genial para acabar con las sobras navideñas.
    Un biquiño

    ResponderEliminar
  62. Hola Cuca!!!
    Ahora hacía unos días que no pasaba por aquí, pero voy liadilla.......a ver si puedo en breve hacer una entradita en mi blog, que lo tengo desde el día 02 en pausa......jajaja.
    La receta espectacular y esta claro que hay que sacarse los mantecados de en medio, es más alguno me queda por ahí.......
    En fin guapa un besazo!!!

    ResponderEliminar
  63. Hola Cuca!!! Tal como vi el nombre de tu receta me entró el yuyu en el cuerpo, poruq para nada me gusta la cuajada, pero ¡¡madre del amor hermoso!! Según he leído los ingredientes me has puesto los dientes largos, menuda maravilla de postre y para colmo de aprovechamiento, que nunca sabemos qué hacer con las sobras de Navidad. Me encanta también la decoración, preciosa e irresitible. Encantado de que hayas disfrutado de un buen Carnaval y de haber leído tu preciosa entrada.
    Un abrazo y feliz semana.

    ResponderEliminar
  64. Buenos días Cuca, con esta receta que compartes hoy, estás contribuyendo a la proyección de la gastronomía andaluza, que lamentablemente es una gran desconocida. Está asociada al pescaíto frito, gazpacho y salmorejo. Andalucía tiene un provisionamiento de despensa impresionante. Ésto le hace tener una cocina muy rica y variada. Hoy tu no haces disfrutar, con una maravillosa receta de generaciones pasadas, que te ha salido de 10. Gracias. Un besote.
    http://cocinaconemma.blogspot.com

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Emma me ha gustado mucho el comentario que me has dejado, y me has hecho caer en la cuenta de que tenemos muchísimas recetas tradicionales que se van quedando olvidadas ¡y es una pena! Intentaré rescatar más recetas de este tipo y traerlas a mi cocina

      Eliminar
  65. Hola Cuca, hay que ver que original y deliciosa cuajada que has preparado, vamos "para chuparse los dedos"

    ResponderEliminar
  66. Que curioso, mi marido es de un pueblo de Granada y en su casa nunca han preparado esta receta ,sera por que llevan mucho tiempo en Madrid,me encantan las recetas antiguas y a ser posible sin cambios ,hechas como las han hecho las abuelas, no dejes que se pierda , de momento la apunto que tiene que estar muy rica
    besitos

    ResponderEliminar
  67. Cuca, me ha encantado tu blog. Mi familia materna es en parte andaluza y todo lo que tenga que ver con el Sur y en concreto con la zona de Sevilla y de Granada me trae unos recuerdos estupendos.
    Fíjate si me gustará que yo si tengo lebrillos "granainos" en verde y azul.
    Tu postre me parece una delicia de las que saben a gloria y conviene tomar con cuidado porque debe ser una bomba de calorías. ¡Qué pinta más buena!
    Encantada de conocerte.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  68. Hola Cuca, no conocía este postre. La verdad que tiene que estar bien rico pero es una bomba eh jejeje, habrá que correr un par de kilómetros luego jejeje.
    Es cierto que después del martes de carnaval viene el miércoles de Ceniza. Aquí antiguamente ese día se quemaba la sardina, simbolizando ese día. Ahora por motivos políticos o para que fuera más cómodo y asistiera más gente al acto (fiesta 100%) se ha pasado al sábado siguiente. La gente joven (no soy vieja pero tú ya me entiendes jajaja) ya no sabe porqué se quema la sardina sino sólo le importa la fiesta que se hace ese día. Que triste que se vayan perdiendo las costumbres...
    Vaya rollo te he echado jajaja. Un besote guapa!

    ResponderEliminar
  69. Holaaaa, que maravilla de postre granaíno Cuca! mi cuñada hace diez años que vive allí y nunca me ha mencionado tan maravilloso postre, le voy a dar yooooo. Incluso tengo unos cuencos blancos con el borde azul y por supuesto con su granada azúl pintada a mano en el fondo, me los compró en una tienda famosa de Granada que está en un alto, me enamoré de todo cuanto vi allí. Este postre es digno de tener en cuenta, sí señora.
    Un besooo

    ResponderEliminar
  70. Unas cuajadas de las que no he oído hablar, pero vaya pinta tienen, los cuenquitos típicos granadinos los tengo, sólo los tengo que rellenar de esta rica cuajada
    Un besito

    ResponderEliminar
  71. Me gusta empaparme de las historias de nuestros mayores , y me gusta conocer recetas de aquí y de allí, pero de esas que tiene solera, y esta es una de ellas por lo que veo.

    La cuajada no es que sea santo de mi devoción, pero ... en mi favor diré que esta no es una cuajada normal y corriente, esta tiene que estar de escándalo, solo con leer los ingredientes que lleva. Mmmm

    Besotes Cuca y sigue regalándonos recetas como esta

    ResponderEliminar
  72. Chiquilla, no se si eres jienensa, cordobesa o granadina, pero has bordado esta receta, que a mi particularmente me encanta y en casa tengo varias fajaluzas pequeñas que te las hubiera dejado encantada, porque no hay vez que no vaya a Granada que me tome una o me la traiga a Almeria. No se donde has conseguido la receta, pero no sabia que estaba hecha con polvorones creia que era una especie de bizcocho. Gracias por esta receta que ya le he guardado para hacerla.
    Un besazo de maricacharros.

    ResponderEliminar
  73. pensaba que era una cuajada pero al decir de carnaval me ha chocado y si si la verdad es que además de original, y no conocido tiene que estar muy bueno.
    besossssss

    ResponderEliminar
  74. ¡¡Hola Cuca!! Me encuentro, sin sospecharlo, esta receta de cuajada hoy en tu blog. Ya he visto que casi nadie sabía de su existencia. Los que nacimos y vivimos en Granada sí que la conocemos y en prácticamente todas las pastelerías de renombre se venden por estas fechas y desde hace mucho. Yo publiqué mi versión, que es la más parecida que he probado a la de las pastelerías, a poco de empezar con mi blog, es de mis primeras recetas. He visto que no pones bizcochos de san Carlos o de soletilla, que se emborrachan con un almíbar de anís o aguardiente y forman otra de las capas. Claro, no todo el mundo las hace igual y puedes poner y quitar dónde quieras, todo va en gustos. Hace poco ví en televisión las que hacen en las pastelerías Isla y aunque con ligeras variantes más o menos son iguales al resto.
    A las fuentecitas de barro esmaltadas las llamamos en Granada lebrillos, no fajalauzas, pues Fajalauza es como se llama la fábrica que las hace, es su nombre.
    Espero haber aportado "alguna cosilla" a tu buenísima cuajada, que me han dado muchas ganas de probar. Besitos guapa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Alicia la loza de Fajaluza se fabricaba en el Albaicín desde mediados del siglo XVI y englobaba a todos los cacharros de barro vidriado y esmaltado bajo esa denominación. Ahora creo que hay una fábrica que se llama Fajaluza, pero en origen estos lebrillos se denominaban así.

      No es que yo tenga grandes conocimientos en cacharros de barro es que de quien recibí la receta me puso al corriente de todos estos detalles, y me gusta guardar las historias.

      En cuanto al tema de los bizcochos de soletilla me hicieron mucho hincapié en que la receta original no los lleva, sólo polvorones o mantecados, sino que ha sido un cambio que se ha hecho después en algunas pastelerías con la intención de hacerla más ligera o más esponjosa.

      Cuando se trata de recetas tradicionales yo no quiero tocar nada, y más cuando viene de manos de alguien muy mayor que la tiene tras pasar en su familia de generación en generación (así como muchos de los lebrillos en los que los han hecho y que tuve la suerte de poder ver y tocar) y he intentado contar su origen y prepararla siendo lo más fidedigna posible a lo que me contaron.

      Te agradezco mucho tu mensaje y los detalles que puntualizas porque siempre ayuda a completar la información que tengo ¡además de que me apetece mucho investigar más sobre esta receta!

      Eliminar
  75. ¿Qué tal, Cuca? Aunque parezca que no, sigo visitándote sin perderme ni una de tus recetas! No siempre dejo el comentario, pero cada vez me gustan más las propuestas que compartes con nosotros :D
    Las cuajadas son algo que me tiene manía... No sé que hago mal, pero nunca me salen... Probé hace un tiempo con la básica y fue una catástrofe. Pero ésta que has compartido me parece muy interesante. Además, es ideal para acabar con todos los polvorones que aún me quedan almacenados en la despensa tras la Navidad.
    Un besote!
    Irene

    My Sweet Cakeland

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La cuajada de siempre (la blanca) y yo tampoco somos muy buenas amigas. Hace mil años que no la como, y creo que nunca la he preparado jajaja.

      Te aseguro que esta está muchísimo mejor

      ¡Besos cielo!

      Eliminar
  76. No conocia este postre pero tiene que estar delicioso y para aprovechar los restos es estupendo.
    Besitos guapa

    ResponderEliminar
  77. Una delicia más, como la que habitualmente nos traes!

    Un placer pasar por aquí y leerte cuca!

    Un abrazo de luz ✴

    ResponderEliminar
  78. Lo de vivir en ese enclave te da la oportunidad de empaparte de costumbres de distintos lugares.

    Afortunadamente los tiempos cambian aunque se conserven algunas tradiciones.

    El dulce este no lo conocía, pero viendo los ingredientes que lleva me parece una pasada

    Abrazos!!

    ResponderEliminar
  79. Hola Cuca!
    Tras dos intentos de dejarte un comentario, creo que hoy finalmente pude. El último intento fue hoy en la mañana (ahora estoy a punto de ir a dormir, pero no podía dejar de intentarlo de nuevo) y mi celular se quedo congelado, cuando estaba a punto de escribirte, jajajaja.

    Yo escucho la palabra Carnaval y me suena a fiesta en todo su esplendor, todo lo contrario a sacrificios y temores. Sea como sea que se perciba esta época, este postre me lo como con los ojos, la decoración divina, aunque al principio no sabía de que era la plantilla, cuando dijiste granada, me dije ahhh por supuesto, ¿cómo no lo supiste Maribel?. jejej

    ¡Un gran abrazo y miles de besos!

    ResponderEliminar
  80. Menudo descubrimiento! No había oído hablar de esta crema hasta ahora! Y me alegro porque tiene que estar increíble con la mezcla del cabello de ángel y los polvorones! Una delicia!

    ResponderEliminar
  81. Pero qué bien te explicas Cuca!! Me encanta como nos defines tu receta y nos formas un poquitín más en contar las tradiciones que muchos desconocemos.
    No conocía este postre ( y eso que mi suegra es de Granada). Me parece una opción fantástica para limpiar la despensa de los polvorines navideños.

    ResponderEliminar
  82. Pero qué bien te explicas Cuca!! Me encanta como nos defines tu receta y nos formas un poquitín más en contar las tradiciones que muchos desconocemos.
    No conocía este postre ( y eso que mi suegra es de Granada). Me parece una opción fantástica para limpiar la despensa de los polvorines navideños.

    ResponderEliminar
  83. Muy interesante receta, tomo nota que ya me salen los polvorones que sobraron de las navidades por las orejas...

    ResponderEliminar
  84. La apunto la veo deliciosa, no la conocía además la cuajada me encanta asi que uno de estos días me pongo a ello. Muchas gracias. Bss.

    ResponderEliminar
  85. Hola guapa! Ni conocía esta historia ni conocía la cuajada. La verdad es que tienes razón y a no ser que sea de abuelos y mayores de otras generaciones, estas historias se pierden. El carnaval ya es para muchos una fiesta anual en la que toca disfrazarse, sin conocer el porque de su existencia, pero bueno, es genial que se sigan contando estas historias. Yo como no tengo familia en otra parte no tengo la suerte de conocer todo el cuento. La verdad es que tiene muy buena pinta esta cuajada, en mi casa compramos la normal pero esta versión almendrada debe estar deliciosa!

    ResponderEliminar
  86. Mare meva! que decimos en mi casa, es una receta espectacular, no se que decirte que no te hayan dicho antes....me ha enamorado!! besos guapa :)

    ResponderEliminar
  87. Mi querida amiga, he venido a ver tus cuajadas por que me ha dado mucha alegria coincidir con una de tus receticas, la proxima vez que las haga las hare individuales por que te han quedado de lo mas cucas jajaja nunca mejor dicho, me han encantado. Mil besicos cielo mio

    ResponderEliminar
  88. Hola Cuca un postre muy rico, me quedo un rato mas viendo tus recetas...Besos

    ResponderEliminar

Ya que has llegado hasta aquí quédate un ratito más y déjame un comentario ¡es lo que le da vida al blog y así puedo saber que has estado aquí y visitarte!
Si has decidido quedarte en mi cocina ¡bienvenido! y si eres ya un veterano ¡gracias por seguir aquí día a día!